The Adversiter Chronicle

jueves, 28 de febrero de 2013

"El pozo del tío Raimundo", por Beny


Una sección de Beny en exclusiva para The Adversiter Chronicle

 The Adversiter Chronicle tiene el privilegio y el placer para sus lectores de contar con una nueva firma colaboradora: Beny.

Una pluma que no dejará a nadie indiferente y al que podéis enviarle preguntas o comentarios a la dirección habitual: theadversiterchronicle@hotmail.es

Beny, la mirada de un igual tachado de diferente por sus semejantes y al que el Sistema quisiera tener callado e invisible…

 

Rincón de Beny

De pequeño con 5 años era muy rebelde, por ejemplo me escapaba de los campos donde estaba trabajando mi familia…

Y me iba al pueblo a jugar con los otros niños, pero todo esto sin darme cuenta; a los ocho años nos fuimos a Madrid a vivir a Carabanchel, la colonia San Francisco… Tengo que mi padre me pegaba por desobediente. Estando en una excursión del colegio Ángel de la Guarda me buscaron tanto que me encontraron…

Me fui y me perdí… y me encontraron.

 

Con catorce años salí del colegio y dos años después me fui a la Escuela de Hostelería y aprendí…

Me gustaba mucho la cocina y comer buena comida. A los dieciocho años me metí en la cocaína y el alcohol y me fui a la Legión, estuve dos años como legionario, pero tuve un problema: los homosexuales y los borrachos se metían conmigo de tal manera que me vi obligado a desertar…

Estuve una pequeña temporada vagando como desertor de la Legión por Marruecos y me cogió la policía marroquí y me llevaron a la Guardia Civil, pero se hartaron de mí y me metieron en una habitación llena de caca y había una caca venenosa pero no me mordió…

Me llevaron al pelotón de castigo y me pegaron pero no me maltrataron y trabajaba mucho y más tarde me trasladaron al Castillo de Mª Cristina y a los tres meses de estar allí y por trabajador los presos me pegaron una paliza… y estuve 20 días bajo tierra con un testigo de Jehová pero se me rajó y a la semana tenía miedo y lo subieron y yo estuve 20 días tan tranquilo, con mi colchón con dos mantas y luego me hicieron del comedor y me dieron una celda con buen gusto y me presentaron a un albañil y nos pusimos a trabajar en el foso del Castillo y seis meses después me dieron el indulto.
                                 Beny
 

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org/
 
 
 
 
 
 
 
 
                                                
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

martes, 26 de febrero de 2013

Cartas al director


 
CARTAS AL DIRECTOR

POR FIN HAY DATOS SOBRE EL APAGÓN…

SEGÚN FUENTES EXTRAOFICIALES, POR SUPUESTO, FUE SECUNDADO APROXIMADAMENTE POR MÁS DE UN TERCIO DE LOS HOGARES ESPAÑOLES (UNOS 8 MILLONES DE HOGARES) QUE CON EL CONSUMO APROXIMADO, CON CALEFACCIÓN INCLUIDA, DE 1 KW EN MEDIA HORA CADA UNO, Y TENIENDO EN CUENTA QUE EL KW NOS LO COBRAN A 0'12 €, IBERDROLA DEJÓ DE INGRESAR EN SUS ARCAS 960.000 €..

CASI UN MILLÓN DE EUROS MENOS.

Y NO SÓLO ESO SINO QUE HACIENDA, QUE DIÓ LIBERTAD DE PRECIOS, DEJÓ DE INGRESAR POR EL IVA LA CANTIDAD APROXIMADA DE 173.000 €, CASI 29 MILLONES DE LAS ANTIGUAS PESETAS.

DOS PÁJAROS DE UN TIRO.

AL PARECER, LOS DE IBERDROLA ESTÁN MUY PREOCUPADOS POR LA PÉRDIDA ECONÓMICA. HAGAMOS QUE SE REPITA Y SE AUMENTE.

APÚNTATE AL COLECTIVO "LOS MARTES CONSUMO CERO".

ESTE MARTES REPETIMOS DE 22:00 A 22:30.

ASÍ TODOS LOS MARTES, HASTA QUE BAJEN EL AUMENTO AL I.P.C.

LA FORMA QUE TIENE EL PUEBLO LLANO DE LUCHAR CONTRA LAS INJUSTICIAS. NO LES DEMOS NUESTRO DINERO A LOS RICOS PARA QUE SEAN MÁS RICOS. NUESTRO DINERO PARA NOSOTROS.

TODOS LOS MARTES DE 22:00 A 22:30,

"CONSUMO 0".

( M. C. - España)
The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org/

 
 
 
 

 

lunes, 25 de febrero de 2013

"Butaca de patíbulo", suplemento cinematográfico cutre


Suplemento cinematográfico cutre de The Adversiter Chronicle

 Robin Hood de Ridley Scott

Nueva revisión de un clásico en esta coproducción anglo estadounidense de 2010 dirigida por el siempre solvente Ridley Scott y protagonizada por Russel Crowe y Cate Blanchet con la participación estelar de Max Von Sydow.

La peli empieza contundente y prometedoramente con un inicio donde vemos técnicas de asalto medievales aunque la tropa parezca más un pelotón de los marines.  Las variantes comienzan con la muerte de Ricardo Corazón de León y la usurpación de personalidad del protagonista…

 El Russel Crowe recuerda mucho al personaje de Gladiator no sólo por el físico que es el mismo sino en cuanto de nuevo asume un rol de renegado para finalmente hacer justicia. Pero chirría que un simple arquero huérfano desde los seis años termine por arte de magia convertido en caballero estratega al final de la película.

 En cuanto a otros personajes típicos de la historia, Long John es compañero de armas y nos suprimen por tanto la escena típica y tópica de la lucha en el rio, el cura borrachín ya está instalado en el condado y los ladrones del bosque son un conjunto de adolescentes y niños huérfanos que nos recuerdan a la tribu infantil de Mad Max y la Cúpula del Trueno.
Sale poco el sheriff de Nottingham por no decir que sale casi nada y el villano del príncipe Juan, aquí rey, parece un zangolotino concursante de Gran Hermano, da igual la edición, siendo la figura del sheriff sustituida por un mercenario que a la vez que recauda impuestos con tropas francesas de extranjis pone en contra de la corona a los nobles del norte.

 Lady Marian, interpretada por la desconcertante belleza de Cate Blanchet, es en esta ocasión una abnegada esposa de cruzado que lleva una década sin fornicio cuidando del venerable patriarca y que lo  mismo clava una daga en la nuca al invasor violador gabacho que se planta con armadura en la playa de invasión y reparte mandobles al villano mercenario…

 Y es que no vamos a discutir el espectáculo cinematográfico del film, intachable en ese aspecto, pero que Ridley Scott empiece la película de forma original y termine mostrando un desembarco de invasión medieval con lanchas de ídem de quilla plana y portón frontal de desembarco que no se verían hasta 1944 en las playas de Normandía es ya la gota que colma el vaso.

La historia tiene unos saltos un tanto extraños para el espectador veterano que no puede evitar creer que han mezclado cosas de otras películas y las han engarzado para crear una versión que supongo pretende ser original para desmarcarse de versiones anteriores, cosa que logra de principio pero que a medida que avanza el metraje nos hace sentirnos extraños.

Hay notas pintorescas como la figura de la reina madre y como entra en medio de acto de fornicación de su hijo que se le planta desnudo encima de la cama y una vez más la putilla real de turno es francesa, cosa que en la rivalidad sajona-normanda puede tener su gracejo pero que no cuadra con el contexto histórico la independencia femenina que nos muestra en los tres personajes: lady Marian, la putilla francesa y la reina madre.

Por si fuera poco, el padre del protagonista resulta que era… ¡¡comunista revolucionario!!


Espectáculo sin más para pasar entretenido un par de horas pero que no supera versiones más recientes y se hace necesario una complicidad con el espectador veterano para no dejar de verla, la trama es previsible porque es el mismo collar con distinto perro.

Y por supuesto no supera el personaje de villano de la versión con el Kevin Kostner  (o cómo bowlings se escriba).

Para amantes de detalles chuscos y gazapos cinematográficos señalar que cuando están asaltando el cortijo de Lady Marian hay unas figurantes de aldeanas que no dejan de sonreír mientras les esquilman los dineros…

 Terminar señalando que el disparo final de flecha que alcanza al villano es sencillamente patético: es imposible acertar y es un fiasco como efecto especial.

Y es que cuando una historia está manida hasta el aburrimiento resulta muy muy difícil alterarla para ser original.

Producto de entretenimiento sin más que defraudará a más de un purista, alguna puritana y puede que sorprenda a jóvenes espectadores, sólo por  esto último y lograr nuevos aficionados al séptimo arte ya merece el perdón aunque no pasará a la memoria cinematográfica del buen aficionado salvo como producto de consumo.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org/




 

theadversiterchronicle@hotmail.es


 

 

domingo, 24 de febrero de 2013

El ojo púbico



Una sección de Palomino Gargajo Bilioso en exclusiva para The Adversiter Chronicle

¿Es solución la renuncia del Rey y la secesión?

A medida que la falta de recursos financieros hace aflorar la corrupción, esa que lleva décadas pero que en época de vacas gordas pasa si no desapercibida sí campando a sus anchas sin que la ciudadanía se quiera enterar, crujen las cuadernas políticas de España.

 Por un lado, esa ansia azuzada por secesionistas y descontentos anti sistema para acabar con el modelo actual: una monarquía constitucional.

Subliminalmente tanto izquierdas y derechas dejan entrever que si el Rey no abdica o dimite será el final de la monarquía española siendo la república la solución a todos los males. Esto ya ocurrió en nuestra historia patria el siglo pasado: a las 23:59 había monarquía, similar al resto de europeas en cuanto a privilegios y rodeada de sectores conservadores, y a las 00:00 éramos la II República.

La historia está ahí y es objetivo afirmar que todo siguió igual porque aunque cambie el régimen no cambiaron los políticos ni las pretensiones secesionistas de tensión y distorsión de la convivencia y el avance de la sociedad española.

La única vez en que el secesionismo catalán intentó llevar la teoría a la realidad sólo consiguieron retirarse a tiempo y dejar que Asturias, la minera y dinamitera desde entonces, se dejaran embaucar y llevara a cabo de verdad una revolución…

 Pero estamos en 2013. La Guerra Civil, larvada desde 1808, ya es historia salvo para algunos carpetovetónicos que disfrutaron de las prebendas de la victoria en el desarrollismo de los 60´s y jubilados proletarios que añoran una época
de trabajo, hogar y esperanzas de dar a sus descendientes una carrera universitaria que mejorara el nivel de vida de sus padres.

El comunismo ha demostrado que su teoría ortodoxa es imposible de llevar a la práctica y en los únicos lugares donde sigue vigente se basa en psicodélicas dinastías stalinista, vieja troika aislada en su isla apoyada por un populismo continental tras siglos de oligarquías y por último aprovechando la mano de obra barata del régimen para prosperar manufacturando a los capitalistas.

Pero hoy España ya ha superado todo eso al igual que el resto de Europa. Disfrutamos de un periodo de paz continental que ha logrado la prosperidad y la unión mercantil mientras se trata de avanzar a una verdadera unión política.

Pero tanto monárquicos constitucionales como aspirantes republicanos cometen un error de bulto: ni el actual sistema arreglará los problemas ni la república acabará con los males.

Al segundo siguiente de nacer el sistema republicano los secesionistas aumentarán sus ansias y demandas, ETA tendría un argumento y apoyo social para reanudar su guerra terrorista y la sociedad asistiríamos boquiabiertos a que los culpables del actual semi caos sigan con sus escaños, listas cerradas y nula democracia interna en sus formaciones políticas mientras la UE viendo el desaguisado político fomentaría la parcelación del país en mini estados fiscalizados en un primer estadio por la UE usurpando el papel del Gobierno de España.

 

Los monárquicos piensan que con la actuación de la justicia se termina el problema pero que el Rey ha cometido demasiados errores y debe abdicar…
¿No se dan cuenta de que una abdicación hipotecará al futuro Rey y al más mínimo indicio de delito en su entorno será obligado a seguir el ejemplo de su padre?

 España camina a un modelo federal: es necesario política y económicamente, pensar lo contrario es un error al igual que pensar que el territorio patrio puede secesionarse.

Pero sí hay que hacer una reforma integral del sistema actual de representación, nunca nos cansaremos de decirlo.

Lo jodido es que se ha formado una especie de lobby mediático informativo donde las tertulias son en realidad un foro romano donde se azuza a la plebe y cuando terminan se la lobotomiza con absurdas series que van de históricas, programas basura y entretenimientos de festival de jubiletas en Benidorm…

 
Si las cosas fueran tan jodidas la corrupción camparía con impunidad legal, las mafias se infiltrarían en nuestra vida cotidiana y el desamparo de la ciudadanía ante los chorizos sería total.

La clase política comete un grave error señalándose unos a otros sin democratizar sus formaciones e imperar el grito más alto en lugar del mejor mérito. El modelo de la Transición está caduco y a cada escándalo que se destapa más obsoleto pero la inducción soberanista a un cambio de régimen que propicie el desconcierto y sirva para justificar la secesión sólo es otro tipo de fascismo.

Podemos elegir en cualquier momento ser una república pero por desgracia los parámetros indican que no estamos preparados  para serlo y elegir democráticamente un representante común. A diferencia de un rey, un presidente de república pertenecería a una formación política…
¿Si las formaciones no tienen democracia interna que clase de presidente sería?

Hoy por hoy y viendo y analizando nuestra idiosincrasia como conjunto etnográfico no es la abdicación o el destrono la solución.

Los mismos que vociferan, monsergan, sermonean, mitinean y predican el republicanismo desde los nuevos púlpitos mediáticos y las nuevas tribunas mediáticas serán los mismos que hagan naufragar una III República.

 Mientras la banca usurera y terrorista induce al suicidio, las penurias y amortizar sus pufos a la ciudadanía, la clase política que lleva más de 25 años de puestín y sacrifica el relevo generacional inmolándolo en congresos locales a la búlgara, expulsiones, gestoras y demagogia electoralista, sigue medrando, perpetuándose y colocando a cretinos en puestos organizativos para atajar cualquier mínimo atisbo de debate interno.

Chorizos, espionaje político y tensiones regionales son normales en una democracia que da el arco de libertad por donde se cuelan estos inconvenientes que van desde tolerar insultos al Jefe del Estado hasta el asesinato terrorista.

La democracia dispone de sus mecanismos de defensa y en España funcionan. Pretender pescar en la revuelta turbulencia que provoca la tempestad de la crisis sólo sirve única y exclusivamente para distraer a la mayoría y que las minorías se alcen en portavoces de la injusticia cuando son injustos con la sociedad a la que tratan de representar…

La solución no es la renuncia del Rey ni la secesión.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org/


 


 
 
 
 
 
 

viernes, 22 de febrero de 2013

"Lomo con tapas", suplemento literato cutre


Suplemento literato cutre de The Adversiter Chronicle

Libro: Corazón de Ángel
Autor: William Hjortsberg
Editorial: Círculo de Lectores, S. A.
Traducción: Eduardo Goligorsky
Año de Edición: 1989

 

Para quienes son lectores y amantes del cine, suele ser un dilema elegir el libro en que supuestamente se basa el guión de la película. Hay ejemplos de películas que te incitan a descubrir el libro en que se basan pero a veces surge la decepción ya que se edita el libro tras el éxito de la película y resulta que en vez de un relato o novela encontramos un guión literaturalizado. Un ejemplo de esto último sería Tiburón, película ya mítica y al que vorazmente me acerqué siendo adolescente y me sentí ultrajado por la decepción: era un guión burdamente enlazado para darle consistencia de novela y camuflar el guión.

Un ejemplo contrario sería L.A. Confidencial, deliciosa película que te hace descubrir la novela original y engancharte al universo del loco del James Ellroy.

 Os preguntareis qué cojones hago enrollándome así, pero es que el título del libro, mal traducido del inglés por cierto pero seguramente porque la edición en español es posterior al título cinematográfico, os sonará por aquella peli del Alan Parker donde salía el entonces estrella del Mickey Rourke y la que hacía de hija del inefable Bill Cosby en su show televisivo…

¡Exacto!, aquel bomboncito que por enseñar tetas en la peli basada en el libro que tratamos hoy,  la echaron del show y aunque no se ha vuelto a saber de ella puede que os pase como a nosotros en la redacción que no recordamos su nombre pero sí su cuerpo en la tórrida escena, y escandalosa para los 80´s, donde se cepilla al Rourke…

 

Del autor trasladaros como siempre los datos de la contraportada:

Nacido en Nueva York en 1941, ha escrito artículos para muchas revistas de primera línea como Playboy, Look o Squire y creó el guión de la película Legend. Como novelista tiene varios títulos en su haber y en 1978 publica éste mereciendo los máximos elogios por parte de la opinión pública y de periódicos de la talla del Washington Post  y el New York Times.

 
Lo cierto es que hay ligeras variaciones respecto a la versión cinematográfica ya que la acción transcurre en la ciudad de los rascacielos mientras que Parker prefirió trasladar la trama vudú a la América profunda, la América USA digo.
Quien haya visto la película disfrutará de la novela y quinees se asomen a ella por primera vez tienen la ocasión de degustar una buena versión en la pantalla.

Os dejo como es habitual breves pasajes del libro:

 

Un nuevo caso para un huele braguetas…

“El edificio del número 666 de la Quinta Avenida era el producto de un connubio desgraciado entre el estilo internacional y nuestra tecnología aerodinámica autóctona. Lo habían construido dos años atrás entre las calles 52 y 53: cientos de miles de metros cuadrados de oficinas revestidas con paneles de aluminio repujado. Parecía un rallador de queso de cuarenta plantas. En el vestíbulo había una cascada, pero no parecía mejorar las cosas.

Subí al último piso en un ascensor rápido, acepté el número que me entregó la chica del guardarropas, y admiré el paisaje mientras el maître me estudiaba como si fuera un inspector veterinario de Sanidad a la hora de clasificar una ternera. Encontró el nombre de Cyphre en el libro de reservas, pero ello no bastó para convertirnos precisamente en camaradas. Lo seguí entre un amable murmullo de ejecutivos hasta una mesita contigua a una ventana.

Allí estaba sentado, con su traje de confección azul, a rayas finas, y con un botón de rosa en la solapa, un hombre entre los cuarenta y cinco y los sesenta años. Su cabello, muy estirado hacia atrás sobre una frente alta, era negro y abundante, pero su perilla cuadrangular y su bigote puntiagudo eran blancos como el armiño. Tenía la tez bronceada, era elegante, y sus ojos lucían un lejano y etéreo color azul. Sobre su corbata de seda marrón refulgía una pequeña estrella invertida de oro.

-Soy Harry Ángel –me presenté, cuando el maître separó mi silla de la mesa-. Un abogado llamado Winesap me dijo que usted quería hablarme de algo.

-Me gustan las personas que van al grano. ¿Qué bebe?

Pedí un manhattan doble, sin hielo. Cyphre dio un golpecito en el vaso con un dedo pulcramente cuidado, y pidió también lo mismo. Era fácil imaginar esas manos mimadas empuñando un látigo. Nerón debió de tenerlas parecidas. Y Jack el Destripador. Manos de emperadores y asesinos. Lánguidas y sin embargo letales, con dedos crueles y finos, perfectos instrumentos de iniquidad.”

 

New York…

“El edificio Brill estaba en la intersección de la calle 49 y Broadway. En camino hacia allí desde la calle 43, traté de recordar el aspecto que tenía el Times Square la noche en que lo vi por primera vez. Habían cambiado muchas cosas. Era la víspera del Año Nuevo de 1943. Se había esfumado todo un año de mi vida. Yo acababa de salir de un hospital del ejército con una cara flamante y nada más que calderilla en los bolsillos. Esa tarde alguien me había robado la billetera, llevándose todos mis bienes: el carnet de conducir, la documentación de la baja del ejército, las placas de identificación militar. Todo. Atrapado en medio de la multitud y rodeado por la pirotecnia eléctrica de los anuncios, sentía que mi pasado quedaba atrás como el pellejo abandonado de una serpiente que acaba de cambiar de piel. No tenía documentos de identidad, ni dinero, ni domicilio, y sólo sabía que marchaba calle abajo.

Necesité una hora para trasladarme desde el Palace Theatre hasta el centro del Square, entre el Astor y Bond Clothes, emporio del  <<traje con dos pantalones>>. Me aposté allí a medianoche y miré cómo la bola dorada caía sobre la cúspide del Times Tower, un mojón al que no llegué hasta una hora más tarde. Fue entonces cuando vi las luces encendidas en la oficina de Crosssroads y cedí a un impulso que me llevó hasta Ernie Cavalero y una profesión que no abandoné nunca.

En aquellos tiempos, un par de colosales estatuas desnudas, una masculina y otra femenina, flanqueaban la cascada de cien metros de largo que se precipitaba sobre el tejado de Bond Clothes. Ahora, dos gigantescas botellas gemelas de Pepsi se alzaban en su lugar. Me pregunté si las figuras de yeso seguirían allí, encerradas en las botellas de metal laminado, como orugas adormecidas en el seno de sus cristales.

Frente al edificio Brill, un vagabundo vestido con un raído capote militar se paseaba de un lado a otro, mascullando <<basura, basura>> a todos los que entraban. Estudié el tablero instalado en el fondo del angosto vestíbulo en T y descubrí a Warren Wagner Associates, rodeado de docenas de promotores de canciones, empresarios de boxeo y escurridizos editores de partituras. El ascensor chirriante me llevó al octavo piso y exploré un oscuro pasillo hasta encontrar la oficina. Estaba en un ángulo del edificio y semejaba una conejera con sus varios cubículos y las puertas que los comunicaban.”

 
Y lo dejo aquí porque al igual que una buena película, a una buena novela negra y de terror, hay que descubrirla y no destriparla aunque en estos tiempos de corrupciones que salen a la luz, corruptos que tratan de que no les dé la luz y corruptelas inducidas por la banca a nuestra ética siempre viene bien ver cómo se compra un alma…

 Libro ideal para regalar a la suegra, justos practicantes de religiones para asumir sus injusticias e ideal para turnos de noche en sitios solitarios. Sí recomendaros que la descubráis tanto en su versión cinematográfica como en el libro porque no defraudan ni una  ni otra.


The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org/