The Adversiter Chronicle

viernes, 15 de diciembre de 2017

"TELEMIERDA INC.", suplemento televisivo cutre


Suplemento televisivo cutre de The Adversiter Chronicle

GH REVOLUTION: FINAL... ¿FINAL?

Todo acaba...
Todo termina...
Empiezo de forma tan poético-chusca porque ha llegado al final la que se rumorea que pudo haber sido la final, el fin, de un formato exitoso y popular, seguido por audiencia de todas las edades, adaptado a los nuevos tiempos de comunicaciones digitales y el fenómeno de las redes sociales, longevo para una televisión en estos tiempos de programas efímeros y han bastado dos ediciones con Jorge Javier de máximo pontífice presentador y una edición, ésta, donde ya el logo era un ojo hostiado, en lenguaje visual de comic hispano del maestro Ibáñez y compañía en Editorial Bruguera, donde comenzó anunciando una revolución, en inglés que queda más fino, que ha sido un zurullo y hasta han renegado del nombre revolucionario para denominarlo con el natural de GH18...

Y podríamos seguir con debates dominicales a horas de bocadillo en el turno de noche, Sandra Barneda ausente y menos mal que pudimos catar su belleza ante la cámara la noche de jalowiin; suspender y luego recular con el canal de 24 horas con señal de la casa; meter relleno a ver si se levantaba la audiencia con secundarios con más o menos gancho hasta llegar a la inefable Belén Esteban o que se rompió la magia inicial metiendo a cien aspirantes. Una debacle si se compara con todas y cada una de las ediciones anteriores donde hubo hasta un supuesto intento de violación. De supuesto poco ha de tener porque expulsaron al presunto violador y sometieron a terapia psicológica a la presunta violada, que no albergamos dudas de la veracidad, pero como audiencia podemos decir que se corrió un tupido velo...

Hay que ser mal pensado para encontrar lógica a alterar tanto un formato de probado éxito hasta hace dos temporadas. Jorge Javier tiene culpa, sería de necios negarlo y el no ha sido tan necio de no reconocerlo, pero no toda la culpa es del presentador. Siempre que hay un cambio de presentación es inevitable que al menos la primera temporada se añore lo anterior, pero Jorge Javier no se ha adaptado con su estilo al formato, repite el estilo de otros formatos, no es colega y a la vez educador de los concursantes, da sermones de moralina y si el familiar o la persona concursante no le da la razón se mosquea, resulta extraña su manera y su forma, sin frescura leyendo la chuleta, en otro formato más sólo que este formato no es uno más. Tiene su dinámica propia y ha creado a lo largo de las temporadas y las convivencias una serie de liturgias, de ceremonias de comportamiento que en esta edición ni siquiera estuvo acertada en la selección de concursantes, todos planos y verdaderos muebles.
 

¿Será que quien es dueño de los derechos ha subido el canon por emitirlo?
¿Será que la cadena ha quemado el formato para que no sea atractivo a la competencia y quien es dueño de los derechos negocie el canon a la baja?
¿Será que la audiencia está obsoleta y no se adapta a los cambios?
¿Será que GH ha sido Gran Zurullo?


Preguntas que recuerdan a la mítica serie Enredo de los 80´s (además de pionera en picardías fue la primera editada en vídeo) y de las que saldremos de dudas en la próxima edición si la hay que hasta han sembrado la duda de que así vaya a ser. Recomendamos que vuelvan al formato de éxito, que Jorge Javier se adapte o deje paso a otro u otra y que la cadena no recorte las horas de fisgar así como que la productora busque más variedad de personalidades en el casting y tal vez dentro de un año en lugar de no importarnos quién ha ganado esta edición porque nadie de los elegidos merecía el premio final, estemos hablando de televisión y no de zurullos televisivos y experimentos que, inevitablemente, acaban siendo mierda televisiva pero de la que espanta y no de la que nos engancha...
¿Capichi o no capichi?

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/

 
 
 
 
                                                      


















No hay comentarios:

Publicar un comentario